Women on Waves, más que asesinos en barco.

Recientemente informábamos sobre la cancelación de las actividades de la siniestra organización abortista “Women on Waves”, debido a los cambios de legislación sobre el aborto promovidos por los partidos socialcristianos actualmente en el nuevo gobierno de Holanda (llamados de “extrema derecha” en España por la prensa, pues aquí cualquiera que defienda algún valor moral es tenido por tal). Hoy informaremos un poco más sobre las detestables actividades de abortos ilegales, tráfico ilegal de sustancias, y otros actos abiertamente criminales cometidos por esta banda radical feminista.
La organización criminal Mujeres sobre las Olas, fundada por una médico de la organización “Greenpeace”, tiene y ha tenido siempre como finalidad burlar la ley de aquellos países en que existe legislación que defiende al embrión y feto humanos, cometiendo abortos contra bebés en aguas internacionales tras embarcarlos en los países en que su vida estaba protegida.
Semejante perversión de la organización abortista holandesa está fuertemente respaldada por entidades internacionales tales como Hivos, una organización no gubernamental holandesa de apoyo al aborto y a la Ideología de Género con la que mantiene una alianza de colaboración desde el año 2004. Hivos brinda su apoyo a más de 800 organizaciones no gubernamentales locales en países de África, América Latina y el Sudeste de Europa por medio del suministro de medios financieros, conocimientos, asesoramiento y apoyo político. La red de Hivos abarca más de 30 países y entre las organizaciones que -al igual que “Women on Waves”- reciben ayuda de Hivos, destaca la presencia de la International Lesbian and Gay Association (ILGA) (Asociación Internacional de Lesbianas y Gays) y de la Women’s Global Network for Reproductive Rights (WGNRR) (Red Global para los Derechos Reproductivos de la Mujer). El dinero de Hivos proviene principalmente de organismos multilaterales como la Unión Europea, Fundaciones filantrópicas como la Fundación Ford, y organizaciones gubernamentales como la Lotería Nacional Holandesa.
Sin embargo hasta en la propia Holanda se ha criticado y perseguido a esta organización, con el fin de limitar al máximo su aberrante actividad.
En 2004 sus actividades fueron suspendidas. La Secretaria de Estado de Sanidad, Bienestar Social y Deporte de Holanda, Clémence Ross-Van Dorp, prohibió el funcionamiento del barco feminista holandés “Mujeres sobre las olas”, donde se practican abortos en alta mar para evadir las leyes internacionales. El Partido Democrático Cristiano (CDA) y otras agrupaciones políticas abogaron para establecer controles más estrictos para la fundación que controla el barco, financiado con dinero privado.
En 2007 se suspendió ésta prohibición, lo que les permitió participar en una campaña de promoción de exterminio de bebés en Portugal, donde fueron ampliamente rechados por la opinión pública y el Gobierno Socialista del país vecino(lo que le supuso que se le impusiera una multa desde la Comisión Europea), y en 2008 en Valencia, en donde sufrieron el rechazo popular, el apoyo de la prensa y la indiferencia generalizada de los partidos políticos parlamentarios. Sólo un aquelarre feminista abortista, en forma de fiesta por la sangre inocente sacrificada, y en donde se incitaba a la quema de Iglesias, fueron los apoyos populares recibidos.
El partido socialcristiano español Alternativa Española (lo que en España, recordemos, se llama “extrema derecha” por todo el mundo, desde liberales hasta maoístas), presentó una querella contra el ginecólogo español José Luis Carbonell, y Rebecca Gomperts, la dirigente de la organización, por cometer el delito de abortos ilegales. Dicha querella ha sido admitida a trámite y los abortistas, imputados.
Recientemente, Rebecca Gomperts ha admitido en una entrevista publicada en el diario digital holandés (escrito en inglés) NRC Handelsblad, que suspendía los ataques contra la vida de no nacidos que tenía previstos en diferentes naciones hispanas (Brasil, Argentina, Chile y Nicaragua). También reconoce que existe una creciente oposición al crimen del aborto en Holanda.
Por último confiesa que a parte de burlar la ley en distintos países, uno de los logros de que se siente más orgullosa, es de promover la práctica de abortos clandestinos a través de internet.

Las mentiras de WoW y su negocio de venta clandestina de pastillas abortibas

Las mentiras de WoW y su negocio de venta clandestina de pastillas abortivas

El sistema empleado consiste en enseñar a las mujeres a practicarse ellas mismas los abortos, sin asistencia ni supervisión sanitaria (toda una muestra de compromiso con la salud de las mujeres), así como de venderles, al precio de 70 euros, sustancias químicas que en muchos países son ilegales, y en otros están sometidos a extricto control médico (como es el caso de España, y de Holanda actualmente), y que son enviadas por correo. Para burlar nuevamente la ley, la página de los abortistas está radicada en Canadá , donde, al parecer, el tráfico ilegal de sustancias restringidas no parece estar perseguido, y las píldoras abortivas son remitidas desde diferentes países.
Quién se responsabiliza de los posibles efectos adversos, complicaciones, o muertes de mujeres que clandestinamente se autopractican sus abortos incitados por la banda holandesa de abortistas, no viene indicado en su página web.

Anuncios

Etiquetas: , , , , , , ,


A %d blogueros les gusta esto: