Posts Tagged ‘Fecundación in vitro’

Costa Rica pide una prórroga a la CIDH para aprobar una ley de fecundación in vitro

febrero 23, 2011

El Gobierno de Costa Rica informó hoy que pidió una prórroga a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) para cumplir con la aprobación de la fecundación in vitro en el país y evitar así un juicio ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH).
La cancillería costarricense indicó en un comunicado que hoy vence el plazo establecido por la CIDH para determinar si eleva el caso a la Corte, por lo que el país le solicitó en una nota una prórroga (por un tiempo no precisado) apelando al “principio de buena fe”.
Costa Rica solicitó “valorar el esfuerzo realizado al día de hoy por regular la práctica de la fecundación in vitro y que esté acorde con la Convención Americana (de Derechos Humanos), aspecto que se refleja en el procedimiento legislativo seguido a la fecha”, explicó la cancillería.
La fecundación in vitro está prohibida en Costa Rica desde el año 2000, pues de acuerdo con un fallo de la Sala Constitucional, este procedimiento viola el derecho a la vida de los embriones. Sin embargo la CIDH acosa al pequeno país centroamericano para que someta su soberanía nacional a sus dictámenes, y, en contra de la voluntad de su población y de las leyes de la nación, se imponga la práctica antivida de la fecundación artificial.

El Papa pide a Costa Rica que no legalice la fecundación in vitro

diciembre 22, 2010

Fue en el año 2000 cuando un dictamen jurídico prohibió aplicar esa técnica de reproducción asistida en esta nación centroamericana. Entonces, la Sala Constitucional de la Corte Suprema de Justicia dictaminó que violaba el derecho a la vida de los embriones que no eran implantados en el útero materno. Un año después, 10 parejas costarricenses interpusieron un reclamo ante la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) por coartarse su acceso a ser padres. La comisión que integra el sistema de la Organización de Estados Americanos para la protección de los derechos humanos reprendió al país por la medida y en agosto de este año fue más allá, al exhortar al Estado costarricense que legalice la fecundación in vitro (FIV), porque su prohibición viola derechos fundamentales de las parejas del país.
La CIDH calificó la decisión del tribunal constitucional de “interferencia arbitraria y una restricción incompatible” con la Convención Americana sobre Derechos Humanos, conocida como Pacto de San José por haberse firmado en la capital costarricense. Específicamente, detalló, viola el artículo 17, que establece como fundamental el derecho de todo hombre o mujer a formar una familia. La Comisión dio de plazo hasta el 2 de febrero para que el gobierno de la conservadora Laura Chinchilla avance claramente en la eliminación de la excepcionalidad costarricense en cuanto a la FIV, para no pasar el caso a la Corte Interamericana de Derechos Humanos, que tiene sede en San José y cuyos fallos son inapelables.
La polémica en Costa Rica se produce cuando el padre de la técnica pionera de la FIV, Robert Edwards, acaba de recibir en Estocolmo el día 10 el Premio Nobel de Medicina 2010, y cuando se cumplen 42 años del nacimiento de la primera “bebe probeta”, la británica Louise Brown. Para evitar la demanda ante la Corte Interamericana, el gobierno remitió un proyecto de ley sobre la reproducción asistida a la unicameral Asamblea Legislativa, que salvo a sus promotores no convence a nadie. “Hemos sido cuidadosos con el texto y estamos optimistas de que encuentre el apoyo necesario entre los diputados”, ha indicado a IPS el ministro de la Presidencia, Marco Vargas.
“No hay un cambio de posición, es apenas una forma de ganar tiempo”, ha dicho a IPS Andrea Bianchi, una de las demandantes ante la CIDH. En su informe, la Comisión también pidió al Estado indemnizar a todos los demandantes. De hecho, el proyecto de ley establece que todo óvulo fecundado en el laboratorio debe ser implantado en el útero de la mujer “lo que entraña un grave riesgo para la mujer y el niño”, explicó a IPS Germán Trejos, abogado de los demandantes. La ciencia fija en tres el tope razonable para implantar en el cuerpo de la persona receptora.
Además de las críticas por lo inaplicable del proyecto gubernamental, si llegase a ser aprobado tal como fue presentado, la legalización de la FIV es frontalmente rechazada por Iglesia Católica, mayoritaria en el país, y por las confesiones evangélicas. Benedicto XVI dirigió un mensaje especial para el país el día 3 en que solicitó que “Costa Rica no viole los derechos del nasciturus (el ser concebido) con leyes que legitimen la fecundación in vitro y el aborto”.

‘Eggsploitation’: tras el éxito de ‘Blood Money’, un documental sobre el negocio de la fecundación artificial

noviembre 29, 2010

La industria multimillonaria de la infertilidad explota a mujeres jóvenes para obtener sus óvulos a cambio de dinero sin advertirles de los peligros que supone ese ‘intercambio’ a corto y medio plazo para la ‘donante’
“Siempre más de 400 donantes de semen en depósito, libre de cuarentena, dispuestos para entrega. El semen es de alta calidad, testado y seleccionado”. Lo anterior es parte del portal de ingreso de la principal red de bancos de esperma a nivel mundial, Cryos Denmark.
De acuerdo a los datos de la revista italiana Si alla vita (cf. n. 11, noviembre de 2002, página 12), es esta misma multinacional la que en 2002 anunciaba costos en los productos como los siguientes: “Botella de medio litro de líquido espermático seguro y garantizado por € 229,73; un cuarto € 128,38; 50 mililitros € 39,86; botella de líquido espermático filtrado € 452,70; contenedor de líquido listo para usarse de 250 ml € 472,07”.
Ciertamente, no es la única empresa que se dedica a este tipo de actividades u otras parecidas, como la subrogación gestacional, la fecundación artificial de lesbianas y no lesbianas o la búsqueda de donantes de óvulos; están, por ejemplo, hellobaby.com, babycenter.com, concibe.com, insemina.com o creatingfamilies.com.
Después del éxito de Blood Money, el documental que evidenció el lucrativo negocio que supone la industria del aborto, llega Eggsploitation. Se trata de un largometraje preparado por The Center for Bioethics and Culture, de Estados Unidos, un proyecto que pretende iluminar cuestiones de bioética que afectan a la cultura actual, especialmente a los más débiles.
Un ‘intercambio’ peligroso
Eggsploitation evidencia lo que hay detrás de la industria multimillonaria de la infertilidad en Estados Unidos: la explotación de mujeres jóvenes a las que se llega a ‘ofrecer’ hasta 100 mil dólares por sus óvulos. Utilización que olvida los peligros que supone, a corto y largo plazo, para la salud de la ‘donante’ este tipo de ‘intercambios’. Sin olvidar –aunque el documental no lo trate– la consideración de la vida humana como un objeto de consumo.
Valiéndose de testimonios de protagonistas cuya existencia quedó marcada para siempre tras una donación, el largometraje, que apareció el pasado mes de agosto de 2010 en Estados Unidos, se centra también en quiénes son las chicas que buscan las clínicas de donantes de óvulos, cómo se les trata y otros interrogantes.
Sobre Eggsploitation ha dicho la presidente de una asociación feminista en Nueva York, Kelly Vincent-Brunacini, “es un documental revelador y atractivo que ofrece al espectador una mirada íntima a la raíz de la industria de la infertilidad. Se reunirán a las mujeres cuyas vidas fueron cambiadas para siempre después de someterse al procedimiento de donación de óvulos. Sus inquietantes y desgarradoras historias advierten a todas las mujeres que estén pensando en la donación de óvulos para el fin de la fecundación in vitro o la investigación de células madre embrionarias. Deben ver la película los investigadores, médicos, profesores, estudiantes universitarios y las feministas”.
En el tráiler (que se puede ver aquí) resaltan los testimonios sobre los que se apoya el documental, lo que le da un valor añadido. Conviene subrayar que este largometraje preparado para cine no se centra en el valor de la vida humana gestada o en la eticidad de los medios artificiales para lograrla, desligándola del acto marital; se enfoca en la utilización de mujeres jóvenes. Sin embargo, como aproximación moralizadora, la temática central lleva necesariamente a lo otro.

Denuncian proyecto de fecundación in vitro en Argentina

noviembre 10, 2010

Parlamento de Argentina

“Familias del mundo unidas para la Paz” (FAMPAZ), una asociación civil sin fines de lucro, que promueve los valores de la familia y está empeñada en la defensa de la vida humana, dio a conocer esta mañana un comunicado, firmado por su presidente, Olga Muñoz, en el que denuncia que, silenciosamente y al margen de la voluntad del electorado, el parlamento nacional continúa tratando y aprobando rápidamente los temas más polémicos y urticantes referidos a la familia y a la vida.
El comunicado de hoy se refiere a la “fertilización asistida” y dice:
“Desde FAMPAZ sentimos vergüenza porque, como dijimos en alguna oportunidad, la esclavitud nuevamente vuelve a encadenar a los argentinos. Dolor porque nadie debería al día de hoy someter a comercio la carne humana inocente. Es inconcebible a lo que puede llegar el ser humano, tentado por el poder sobre otros seres humanos, y el dinero que engrosa las cuentas bancarias nacionales o extranjeras, con el comercio de bebés inocentes cuya vida se detiene en el tiempo, como si el médico fuera Dios, y sus padres soberanos irracionales que manejan con total desparpajo, la vida de sus hijos dejándolos en una congeladora hasta que decidan qué hacer con ESA COSA.”
“Hoy las separaciones están a la orden del día y es muy común que estos bebés detenidos por la frialdad mezquina de los adultos en el tiempo de su crecimiento, termine siendo coto de caza de una de las partes litigantes en una futura separación.”
“Cómo no darnos dolor el comprobar que el raciocinio del hombre y de nuestros legisladores haya caído tan bajo para someter a esos bebés, carne de nuestra carne, raza y especie, a la conveniencia, al olvido o a la manipulación salvaje de algún servicio de investigación, en una época donde hasta se abolió experimentar con animales, rebajando al ser humano inocente a menos que un perro o un gato, o un cobayo de laboratorio.”
“Un ser humano que sabemos por los adelantos modernos que desde la concepción ya tiene ADN propio, color de ojos y sexo definido.
“Dios quiera perdonar, en su infinita misericordia, a esta generación apóstata, que se lanza a satisfacer sus deseos inmediatos, sin medir las consecuencias.”
“Desde FAMPAZ volvemos a reafirmar que la vida del hombre es sagrada, más cuando aún es indefensa, como la de los bebés que están en juego en el proyecto de ley de fertilización asistida que viene avanzando desde hace tiempo y esta previsto tratar en unas horas”.
Más información: fampaz@fibertel.com.ar , sitio web: http://www.fampaz.com.ar

Debería prohibirse
Por su parte, la señora Mónica del Río, en el boletín Notivida, al informar que la Comisión de Salud de la cámara baja podría firmar mañana el dictamen sobre los proyectos que intentan regular la fecundación artificial, dice que “esta técnica no debería regularse, debería prohibirse. No que que ‘fabricar’ seres humanos, es una afrenta a la dignidad de la persona comenzar su existencia como un ‘producto’ de laboratorio. No existe el ‘derecho de hijo’. Además, “procrear no es sólo reproducirse; engendrar es mucho más que aportar gametos”.

Costa Rica no debe ceder a presión de Corte internacional de DDHH para imponer in vitro

octubre 21, 2010

El diario Extra de Costa Rica cuestionó al gobierno de este país por ceder a las presiones de la Comisión Internacional de Derechos Humanos que pretende imponer en esta nación la obligación de realizar la fecundación in vitro.
En el editorial titulado “¿Y la Soberanía Nacional?”, el citado periódico fustiga la actitud de la cancillería de Costa Rica “cuando sin pensar en nuestra soberanía ha corrido a presentar un proyecto de ley para permitir la fecundación in vitro, no solo a matrimonios sino también a mujeres solas que desean un hijo, sin evaluar incluso las consecuencias de la ausencia del padre”.
El diario Extra advierte que esta presión contra Costa Rica es inconstitucional ya que se está exigiendo a los diputados que “aprueben por la vía rápida el infortunado proyecto y se negocia con el Poder Judicial. Esto nos lleva a cuestionarnos si realmente existe en este país la división de poderes”.
“Los defensores de la fecundación in vitro son principalmente algunos ginecólogos y empresarios que miran en el tema un negocio y aquellas personas que ven solo el aspecto social positivo de poder tener un hijo que no pueden engendrar por los medios naturales, pero se olvidan de los aspectos negativos”.
A ellos, alertan “se unen los que aprueban el aborto, pues una sociedad que no respeta la vida humana del embrión tampoco le va a importar liquidar un niño que aún no ha salido del vientre de su madre”.
“Para entender el tema se debe tener muy claro que para hacer posible una vida humana con la técnica de fecundación in vitro se deba sacrificar entre el 95% y el 97% de los embriones fabricados en los laboratorios”, denuncia el diario Extra.
El texto explica luego que ya que la vida humana se inicia en la fecundación, en la unión del óvulo con el espermatozoide que generan un embrión, éste y el “feto humanos deben tratarse en todo momento con el respeto debido a la dignidad humana. De manera que no cabe para el embrión humano otra calificación que la de ‘persona’”.
Tras lamentar que “¡es una lástima que el gobierno no quiera defender estos derechos humanos!”, el editorial concluye señalando que “hoy más que nunca deberíamos retomar aquella frase inspiradora de nuestro Himno Patriótico al 15 de Setiembre: ‘Sepamos ser libres, no siervos menguados, derechos sagrados la Patria nos da’”.
Para leerlo completo ingrese a http://www.diarioextra.com/2010/octubre/19/opinion01.php

La Iglesia de Polonia firme en defensa de la Vida se enfrenta a la derecha liberal pagana

octubre 20, 2010

En Polonia los provida sí se manifiestan contra los gobiernos de derecha liberal pagana y abortista.

La jerarquía de la Iglesia Católica polaca ha vuelto mostrar su oposición a una ley que regule la fecundación in vitro (FIV) en el país centroeuropeo. Ante el escaso impacto que han tenido sus consejos a los políticos del país eslavo, esta vez han recordado que se excomulgará a los parlamentarios que den su apoyo a esta normativa cuando se vote en el Sejm (Parlamento).
En una carta abierta al jefe del Estado, al primer ministro y a los presidentes del Sejm y del Senado, los obispos, de común acuerdo con los sectores social cristianos de la política polaca, denuncian las «incalculables consecuencias sociales» que traería la legalización de la FIV. En la misiva, el presidente del Episcopado, monseñor Jozef Michalik, califica la FIV de «hermana pequeña de la eugenesia» y de «aborto encubierto».
Además, el obispo de la diócesis varsoviana de Praga, Henryk Hoser, que se encuentra al frente a la comisión bioética de la jerarquía eclesiástica, recuerda que los parlamentarios que apoyen la ley de fecundación in vitro «son automáticamente excluidos» de la Iglesia católica. El pasado mes de mayo, un grupo de obispos se decantó a favor de prohibir que puedan comulgar los políticos que diesen su apoyo a la FIV. Hasta el arzobispo de Varsovia, Kazimierz Nycz declaró que «la Iglesia siempre dirá que no al aborto, la eutanasia, la fecundación in vitro y los experimentos con embriones humanos».
El Gobierno de centroderecha liberal y pagano de Donald Tusk, formado por la liberal Plataforma Cívica (PO) y los centristas del PSL, quiere que la FIV polaca se equipare a la legislación de la UE, pero el sector más a la derecha de PO aboga por una normativa más restrictiva. Los social cristianos del partido Ley y Justicia (PiS) de Jaroslaw Kaczynski, grupos de familias y diputados de PSL piden la prohibición total de la fecundación in vitro. Esta opción recibe el apoyo de la mayoría del Episcopado, medios eclesiásticos coherentes, como Radio Maryja y el diario Nasz Dziennik, así como colectivos ciudadanos, intelectuales y grupos de ultraderecha.
Frente a la posición de la Iglesia, el Gobierno de Donald Tusk ha reaccionado con histerismo. Según su portavoz, Pawel Gras, «la Iglesia tiene derecho de manifestar sus opiniones», pero no de «verter amenazas e intentos de presión y chantaje» contra los dirigentes políticos. Los sectores liberales mediáticos, políticos y culturales también han reaccionado con la cristianofobia habitual. El diario de centroizquierda Gazeta Wyborcza considera que con su actitud sobre la FIV, «la Iglesia endurece su mensaje para intimidar».